630 210 126 info@corazonverde.org
Pelargonios olorosos, hidrolatos y aromas que curan

Pelargonios olorosos, hidrolatos y aromas que curan

Ciertamente no sabría qué Pelargonio me gusta más, pero los que desprenden sutiles o intensos aromas en sus hojas me fascinan, pues suman la rusticidad de sus hojas, la belleza de sus flores con el regalo de los aromas encapsulados en sus hojas, aunque si dediciésemos destilarlos es en época de floración cuando más cantidad de aceites esenciales nos regalan.

El pasado año decidí destilar el Pelargonium graveolens del Ecojardín de Corazón Verde y me encantó el hidrolato que conseguimos. Hicimos destilación de hojas frescas y secas y cuando les hemos ido dando a probar a nivel olfativo a los alumnos de los cursos de Cosmética, Aromaterapia y Perfumes el aroma de los dos hidrolatos, todos, absolutamente todos valoraban más agradable el aroma del hidrolato extraído de la destilación de la planta en fresco. Ciertamente es un hidrolato más floral con leves toques herbáceos, una verdadera joya para la piel y para el estado de ánimo.

Pelargonium graveolens o malvarrosa
Pelargonium graveolens o malvarrosa

El hidrolato de Pelargonio es un excelente tónico para la piel y para el sistema nervioso. Es ideal para todo tipo de pieles. Es tonificante, purificante, regulador de la secreción sebácea. Ideal para evitar la aspereza en rodillas, codos y talones aplicado en forma de compresas. Alivia las pieles irritadas, dañadas por el exceso de sol, cuperosis, rosácea, dermatosis por problemas circulatorios. Es útil para ayudar a cicatrizar heridas y cortes y para frenar una hemorraiga. Ideal usarlo también para aliviar las picaduras de mosquitos, gracias a su poder calmante y antiiflamatorio.

(más…)
Geranios y pelargonios, color y aroma en verano

Geranios y pelargonios, color y aroma en verano

Geranios y/o Pelargonios llenan los jardines, las calles y los patios de color, aromas y alegría, en especial por diversas ciudades y pueblos andaluces. Podríamos decir que son las flores emblemáticas del verano.

Llegados desde África en el siglo XVI, ya forman parte de nuestra cultura botánica, pero qué curioso que hayan acabado adoptando un nombre común que no es el que realmente les corresponde a nivel botánico.

Otra interesante curiosidad de los geranios o pelargonios, es el uso que madres y abuelas han hecho de los peciolos de sus hojas. Su sabiduría y la ternura de ese trocito de la planta les llevaba a usarlo, eso sí bien ungido en aceite de oliva, para introducir por el culito de los bebés y ayudarles así a hacer sus necesidades. ¡Y funcionaba! Me pregunto si es un remedio que se sigue utilizando hoy en día, bueno si sois conocedores de este recurso para ayudar a los bebés será un placer que lo compartáis en los comentarios de este artículo enriqueciendonos entre todos con la sabiduría popular.

Pedúnculos de pelargonio mojados en aceite
Pedúnculos de pelargonio mojados en aceite

Más adelante os cuento otras propiedades que nos regalan los geranios, que no sólo es belleza y color.

Pero, ¿eran geranios los que lucían en el patio de mi abuela o eran pelargonios? Si tenéis curiosidad por resolver este dilema os invito a seguir leyendo.

(más…)